CONCIERTO REQUIEM de Fauré y GLORIA de Vivaldi


           
          REQUIEM                              G. FAURÉ (1845- 1924)

1. Introit et Kyrie
2. Offertoire
3. Sanctus
4. Pie Jesu
5. Agnus Dei et Lux Aeterna
6. Libera Me
7. In Paradisum

Como maestro de coro y organista, Fauré buscaba constantemente crear un nuevo tipo de música eclesiástica con el uso de una orquestación más pequeña. Crea gradaciones sutiles en dinámica, color y armonía para lograr los efectos musicales que desea, siguiendo los puntos centrales de la énfasis textual. Fauré se inspira en las melodías y ritmos de los cantos gregorianos, restableciendo un texto latino sagrado, insertando palabras y omitiendo frases. El Requiem tiene una visión de la muerte de liberación feliz,  la aspiración hacia la felicidad del más allá, en lugar de un doloroso fallecimiento. Configura el Requiem con una textura tenue, omitiendo las visiones de ira y fuego del infierno y agregando en cambio, los textos del Pie Jesu y de In Paradisum, que no son parte del Requiem propiamente dicho, pero que
ayudan a enfatizar la concesión del descanso eterno.


           GLORIA                        A. VIVALDI (1678- 1741)

1. Gloria in excelsis Deo
2. Et in terra pax hominibus
3. Laudamus te
4. Gratias agimus tibi
5. Propter magnam gloriam
6. Domine Deus
7. Domine Fili Unigenite
8. Domine Deus, Agnus Dei
9. Qui tollis peccata mundi
10. Qui sedes ad dexteram Patris
11. Quoniam tu solus sanctus
12. Cum Sancto Spiritu 

El Gloria en Re, Rv 589, de Vivaldi, fechado en 1713, es una obra sinfónico-coral basada en el texto litúrgico del Gloria, que forma parte del ordinario de la misa. Vivaldi tomó el texto con magistral y singular teatralidad, dándole a cada verso su importancia. Para ello utilizó todos los efectos necesarios, alternando solistas y coro, y utilizando la fuerza de la orquesta para crear un firme contraste de claroscuro entre soli y tutti, es decir, entre uno o varios solistas y la orquesta. Tuvieron que pasar más de 200 años para que, tras el hallazgo de los manuscritos de Turín, éste Gloria fuera reestrenado en el Festival de Sienna en 1939. Desde entonces, ha pasado a ser un icono entre las obras de Vivaldi, demostrando cada vez que se ejecuta, la vitalidad y fuerza musical que ha hecho que la obra de este gran músico perdure merecidamente.
Comments